¿Cómo mejorar la flexibilidad cognitiva?

¿Cómo mejorar la flexibilidad cognitiva?

¿Qué es la flexibilidad cognitiva?

El término “flexibilidad cognitiva” se refiere a nuestra capacidad para cambiar entre grupos de respuestas, tareas o estrategias (Miyake y Friedman, 2012). Esta habilidad es una de las principales funciones ejecutivas (como la atención, la memoria y el razonamiento) y nos permite adaptarnos a la situación cambiante que requiere de diferentes respuestas de forma rápida y eficaz, para poder  lograr un buen resultado en una determinada tarea.

En  algunos casos, niños con dificultades de aprendizaje y atención pueden tener dificultades con este tipo de pensamiento flexible. Les cuenta pasar de una tarea a otra o tolerar fácilmente la interferencia.

Es por ello, que en Kokoro Kids diseñamos juegos que estimulan y entrenan esta capacidad mientras que el niño juega y desde edades tempranas. Esta habilidad es muy necesaria en la vida cotidiana y, especialmente, para el aprendizaje.

Algunos de los requisitos de los juegos de flexibilidad cognitiva deben involucrar la capacidad de cambiar entre grupos de respuestas, aprender de los errores, generar estrategias alternativas, dividir la atención y procesar información de manera concurrente (Anderson, 2002). 

Aquí os presento uno de los juegos de flexibilidad incluido en KOKORO KIDS:

“Coloroid”

COLOROID es otro juego divertido que los niños pueden utilizar para perfeccionar sus habilidades de flexibilidad mental y de razonamiento espacial. 

El objetivo es eliminar los bloques horizontales con bolas que van apareciendo. Cada movimiento es diferente y tenemos que estar dispuestos a cambiar de estrategia cuando la mecánica del juego lo requiera y cuando comience a subir la dificultad del juego en cada nivel (aparecen más bloques de distinto color, la velocidad aumenta, etc.)

Es una forma divertida y rápida para aumentar la velocidad de respuesta, la coordinación ojo mano y la flexibilidad cognitiva.

«Algebroid»

En la app de Kokoro Kids podéis encontrar muchos más juegos con los que ejercitar la flexibilidad cognitiva.

¡Espero que os guste!

Referencias:

  • Anderson, P. (2002). Assessment and development of executive function (EF) during childhood. Child neuropsychology, 8(2), 71-82.
  • Miyake, A., & Friedman, N. P. (2012). The nature and organization of individual differences in executive functions: Four general conclusions. Current directions in psychological science, 21(1), 8-14.